Diferencia de edad, diferencia de vivencias. Hablan pequeños y no tan pequeños. Dos generaciones y dos grados de conocimiento. ¿Cómo reaccionarán los niños ante piezas antiguas? ¿Y las personas mayores ante objetos modernos? ¿Qué hace un niño de seis años delante de un teléfono convencional? ¿Y una mujer de 87 años con un GPS? La vida evoluciona vertiginosamente y lo que antes era última tecnología hoy se convierte en lo gran desconocido. Y al revés. Lo mismo pasa con los grandes nombres de la historia de ayer y hoy.